19 sept. 2013

SECRETO DE LOS SÍMBOLOS. CÍRCULO, PUNTO Y LÍNEA



El círculo y el punto en el centro representa el Ojo Vigilante de Dios, el centro del Universo, la Causa Primera. Es así, el objeto de la Revelación. "Y Dios dijo: Hágase la Luz..." El centro equivale al uno y al poder creador.

El ojo es símbolo de la penetración del Todo, de omnipresencia. La luz en el centro simboliza la fuerza espiritual y la adquisición de conciencia.

En la circunferencia el centro equivale el paso de lo exterior a lo interior, de la forma a la contemplación, de la multiplicidad a la unidad, del tiempo a lo intemporal. También se le relaciona como símbolo y principio de la moralidad.

Dice un aformismo citado por Carl Jung: Deus est circulus Cuius centrum est ubique, cuis circumferentia vero nusquam (Dios es un círculo  cuyo  centro está  en  todas  partes, pero cuya circunferencia no está en ninguna (Dios, y su omnisciencia, omnipotencia, es en el todo), es el  símbolo de la totalidad  por excelencia; es  algo  redondo, cabal  y  perfecto.


El círculo con la línea o recta vertical es el signo del elemento pasivo femenino que existió desde el principio de todas las cosas. Génesis: Y Dios separó las aguas que estaban bajo el cielo de aquellas que estaban sobre el mismo... Representa también el movimiento general en los dos mundos... El círculo con la recta horizontal es el elemento activo masculino. Lo que viene de lo Alto. La efectividad del tiempo: Y Dios separó la Luz de las Tinieblas...

Circulo con dos líneas rectas cruzadas (horizontal y vertical) en forma de cruz: En cuanto el elemento masculino posee al femenino, tiene lugar la creación, puesto que todo cuanto pertenece al mundo viviente está formado por esta concurrencia.

En este símbolo aparece la ordenación cuaternaria que representan las cuatro secciones del círculo. En relación a los elementos se corresponden con los tres estados de la materia más el agente que facilita la modificación de los mismos. Corresponde al concepto de la solidez del cuatro y las leyes derivadas del mismo. La Tierra es lo sólido; el agua, lo líquido; el aire el gas, y el fuego, la temperatura que motiva las transformaciones de la materia.

También se encuentra la equivalencia de este signo con el símbolo de la fuente. En el Paraíso, cuatro ríos parten del pie del Árbol de la vida (Jardín del Edén) y se separan en dirección los cuatro puntos cardinales. Surgen de la misma "fuente" que según la tradición es la fuente de la juventud y cuyas aguas simbolizan la inmortalidad. Por ello, se se considera que la fuente como "agua en surgimiento", simboliza la fuerza vital del hombre y de todas las sustancias. 

En la Antigüedad  era muy aceptada la idea del sol como rueda. Expresa también la vía para huir del mundo, que en este caso simboliza la rotación, para acceder al centro.

La cruz solar y cruz celta

En Oriente y en la mitología nórdica este signo de la cruz rodada fue un símbolo del Sol. La cruz es también un símbolo que establece la relación primaria entre el mundo terrestre y el celestial. La determinación más común de la cruz es la de conjunción de contrarios: lo positivo es lo vertical y lo negativo lo horizontal, lo superior y lo inferior, la vida y la muerte. También existe una relación entre la cruz y la espada, debido a que las dos se levantan contra el monstruo primordial.

La cruz solar, una cruz dentro de un círculo, es un símbolo común en la Europa prehistórica, en particular durante el período Neolítico. La combinación de la cruz y el círculo es la representación más simple y concebible de la unión de las polaridades opuestas y se asocia con el sol.

Entradas relacionadas:

El Secreto de los Signos y símbolos

LAS LEYENDAS SOBRE DRAGONES

El dragón (del latín draco, y este del griego drákon, serpiente) es un ser mitológico que aparece de diversas formas en varias cultura...